Primero Jesús y luego existo.

Le pregunté a una amiga muy cercana: ¿Quién es Jesús para ella?

Su respuesta fue: ¡Es mi todo! Jesús hizo el regalo más grande a mis padres y a mi hermano antes de que murieran y fue darles salvación eterna. Él me dio al Espíritu Santo para saber que nunca estaré sola. Realmente Jesús es mi corazón porque a Él le pertenece mi vida.

Además obtuve otras respuestas y me di cuenta que para todos Jesús es alguien muy distinto. Nuestra relación con Él, se basa en el orden de prioridades que todos tenemos en la vida. Uno de mis pasajes favoritos dice así:

“Entonces Cristo habitará en el corazón de ustedes a medida que confíen en él. Echarán raíces profundas en el amor de Dios, y ellas los mantendrán fuertes”. 18 Espero que puedan comprender, como corresponde a todo el pueblo de Dios, cuán ancho, cuán largo, cuán alto y cuán profundo es su amor. 19 Es mi deseo que experimenten el amor de Cristo, aun cuando es demasiado grande para comprenderlo todo. Entonces serán completos con toda la plenitud de la vida y el poder que proviene de Dios “Efesios 3:17 -19.

Para todos los que decimos llamarnos cristianos Jesús debería ser lo primero y lo mejor de nuestra vida, el punto aquí es que muchos solo lo dejamos en palabras y nuestras acciones reflejan todo lo contrario. Jesús siempre debe estar antes que todo lo demás, debe estar antes que mis sueños, debe estar antes de mi agenda diaria, debe estar antes de mis relaciones con otros, debe estar antes de todo lo que quiero. Creo que cuando entendemos esta verdad podemos decir ya que no podemos vivir sin Él ¡Sí! Sé que suena un tanto romántico y cursi si quieren llamarlo así.

Estuve pensando mucho en como titular este post, se me venían a la cabeza muchos nombres, pero el que ganó fue el que ya leyeron, me quedé con este porque realmente así siento que sea. Cuando despierto sé que antes debo tener una conversación con Jesús u oración como solemos llamarle, para poder existir; necesito escucharlo, necesito Ser, antes de poder hacer todo lo que Él me pide. Cuando experimenté el amor de Jesús mis raíces se hicieron más profundas, mis necesidades y deseos pasaron a un segundo plano, “porque cuando conocí su corazón y vi todo lo que Él tenía para mí, se convirtió en lo más importante en mi vida”.

IG Titulo del tema_1

En mi caminar con Él, sé que primero Él y después yo. El apóstol Pablo escribió: “Ahora ya no vivo yo, sino que Cristo vive en mí. Y mientras vivo en este cuerpo, vivo por fe en el Hijo de Dios, quien me amó y entregó su vida para salvarme” Gálatas 2:20. Ustedes conocen bien la historia de Pablo, después de ser un perseguidor de la iglesia, se convirtió en un hombre que vivió para Jesús. A veces me he preguntado ¿Cómo no voy a servir a Jesús, si Él dio todo por mí? ¿Como Él no va a ser mi prioridad cuando sé que yo fui y soy la suya?

Estos últimos días han sido muy abrumadores, entre las ocupaciones, las nostalgias que llegan de repente y todo lo que pasa en el mundo ¡Es una locura! Pero me alienta pensar que en medio de todo eso. Jesús está esperando por mí. Cuando llego a casa sé que él está esperándome para tener esas conversaciones profundas y tan simples al mismo tiempo. Al final recuerda que no importa lo demás, sino Él, siempre Él. Si llegaste hasta aquí cuéntame: ¿Quién es Jesús para ti? Me encantaría leerte.

¡Dios te bendice, ánimo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s