Tiempo de calidad

Llevamos 1 año y 5 meses de casados.

Tenemos dos perritas, una de nuestras perritas: Kala, tiene 1 año y 3 meses con nosotros. La otra, Luna, tiene 4 meses y medio con nosotros.

Déjennos contarles que son las perritas más consentidas del mundo. Tienen el mejor concentrado, la mejor cama, un gran patio donde jugar y ya son famosas en la colonia porque cada una tiene su gracia.

Aún teniendo mucha libertad y las puertas abiertas para que entren y salgan del patio cuando quieran, prefieren estar a la par de nosotros. Su cama es muy cómoda pero cuando les damos permiso de subirse a la nuestra duermen tan profundo que hasta se ponen a roncar y ni un ruido las despierta.

Pueden tener mucho, pero prefieren estar cerca de sus papás (nosotros).

Esto es lo que Dios me enseñó a través de ellas:

Puedes tener muchas cosas en este mundo, lo más cómodo, la comida más rica, fama o la mejor ropa, pero nada de esto va a superar estar cerca del Padre.

Estar cerca de Dios siempre nos da paz, llena cualquier vacío, y transforma cualquier estado mental o emocional dañino en uno sublime.

Tener intimidad con Dios no lleva a estar seguros de que tenemos un papá que está al tanto de nosotros.

Ahora estamos en casa la mayor parte del tiempo, hemos bajado las revoluciones y creo que estamos viviendo un tiempo que nos da la oportunidad de volver a los brazos del Padre, es momento de que retomemos o iniciemos una nueva relación con Dios. No podemos ser íntimos si no pasamos tiempo juntos.

Alguna vez te has preguntado o le has preguntado a Dios ¿cuál es su color favorito? (si es que tiene uno, o más), ¿En dónde le gusta pasar la mayoría del tiempo? ¿Qué comida le gustaría probar? ¿Prefiere el amanecer o el atardecer? ¿Con quién le gusta pasar más tiempo? ¿Qué le gusta de ti? ¿Prefiere los perros o los gatos? (Si es que tiene un preferido…) ¿Té o café, o… helado? ¿O has pensado en invitarlo a recostarse a la par tuya en la cama para preguntarle estas y otras cosas? ¿Lo has invitado a sentarse en una banca o en una banqueta a tu lado para platicar un rato mientras miran las nubes o las estrellas? No puedo pretender conocer más de Dios y sus promesas si no me tomo el tiempo para preguntarle y escucharlo en oración, ¿cada cuanto leemos su palabra? Literalmente es un libro que habla sobre él y lo que hay en su corazón. Si tu mejor amigo o alguien que amas escribiera un libro seguro lo comprarías y lo leerías.

Formar una relación requiere tiempo y esfuerzo, requiere que tomemos la decisión de ir a nuestro cuarto y orar en lugar de pasar horas viendo Netflix.

Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón y con toda tu alma y con todas tus fuerzas. Deuteronomio 6:5NVI

Hoy queremos invitarte a que tengas una relación íntima con Dios, a que a pesar de que el mundo pueda ofrecerte muchas cosas para distraerte y pasar un buen rato, o que cree una aplicación y con un video te hagas famoso, aún cuando estés pasando por un mal momento y pareciera que nada tiene sentido, cuando estás cerca de Él podrás descansar y dormir profundamente, sabiendo que Él te cuida, te perdona y te provee.

Acérquense a Dios y Él se acercará a ustedes. Santiago 4:8NVI

Por último, queremos que conozcan a nuestras bendiciones ♥

Kala
Luna

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s