Oración y Fuego

Oren en todo momento.

1 Tesalonicenses 5:17 TLAI

Hoy más que nunca Dios nos llama a su presencia, nos llama a pasar tiempo con Él. Sabemos que la situación actualmente no es la mejor, pero está también es una oportunidad para poder encontrarte con Dios.

En estos tiempos nuestra oración debe de ser más ferviente, nuestra oración debe de provocar algo, la oración va de la mano de la fe, si tu oras creyendo algo que querés que pase, tu oración provocará, pero tú fe hará que suceda, nuestra fe y oración debe ser “Una fe y una oración en llamas”.


Confiar en Dios es estar totalmente seguro de que uno va a recibir lo que espera. Es estar convencido de que algo existe, aun cuando no se pueda ver.

Hebreos 11:1 TLAI


Nuestra oración da a conocer lo queremos y anhelamos, pero nuestra fe cree lo imposible, cómo bien lo describe el versículo anterior, la fe cree algo que no se ve, pero está convencida de que sucederá. Este es el tiempo donde muchas personas están perdiendo su fe a causa de la crisis, pero nosotros como hijos de Dios debemos hacer que la fe y la oración se encienda al rededor de los nuestros.

Jesús les contestó: —Les aseguro que si ustedes tienen confianza y no dudan del poder de Dios, todo lo que pidan en sus oraciones sucederá. Hasta podrían hacer lo mismo que yo hice con la higuera, y más todavía. Si le dijeran a esta montaña: “Quítate de aquí y échate en el mar”, ella los obedecería.

Mateo 21:21-22 TLAI


Dios nos está llamado a tener una fe en llamas, una fe que todo lo puede, con un poco de fe, puedes lograr grandes cosas. Provoca que tú fe se encienda por medio de tu oración, has que tú oración sea una oración en llamas que provoque que la mano de Dios se mueva a favor tuyo.


Muchos piensan que lo pero está por pasar o que estás crisis no terminara. Hoy yo creo y tengo la fe, que aún Dios sana, que aún Dios liberta, que aún Dios hace milagros, creo que Dios y en lo que él está por hacer.

“No te des por vencido”

Hagamos que nuestra fe y oración sea como una llama que se esparza y consuma todo lo malo, que nuestra fe y oración aviven a nuestra nación, que nuestra fe y oración aviven a nuestra familia, pero sobretodo que nuestra fe y oración pueda avivarnos cada vez más. ¡Cree lo imposible!

Así, cuando su confianza en Dios sea puesta a prueba, ustedes aprenderán a soportar con más fuerza las dificultades.

Santiago 1:3 TLAI


Nuestra fe y confianza en Dios está siendo probada en este tiempo. No desmayes, no pierdas la fe, cree y verás la gloria de Dios, confía y Él actuará, ora y te escuchará, cuando comencemos hacer esto, entonces el actuará a favor nuestro.

Cómo cuerpo de Cristo y sobretodo como sus hijos estamos siendo llamados a provocar lo imposible, a creer en lo que las demás personas ya no creen, a confiar cuando muchos no lo hacen. ¡Debemos provocar lo imposible!

Si estás pasando una situación muy díficil en tu vida y no sabes que hacer, simplemente ora y cree, la oración todo lo puede, la fe todo lo cree, no dejes que se apague ese fuego de oración y fe, haz que crezca cada día más y que se pueda avivar de una manera sobrenatural. Te reto a que creas lo imposible, si todo esta en tu contra, te reto a qué tu oración y fe se enciendan como una llamarada la cual no pueda ser apagada.


¡Levanta oraciones de Fuego!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s