“Tropiezos”

No les ha pasado que una y otra vez. ¿Fallan, fallan y fallan? Por más que lo hayan intentado un montón de veces. Bueno hoy quiero hablarles sobre eso, sobre el fracaso.

Sea lo que sea hoy quizás te encuentres en una situación difícil o no ves salida porque lo has intentado tantas veces que ya no sabes si seguir el mismo camino o cambiar de rumbo o incluso cambiar de estrategia.

Pero antes de eso quiero contarte brevemente una historia de un joven al cual Dios revelaba sueños y que era un escogido, pero por envidia y celos de sus hermanos fue vendido a los esclavos, tratado como un esclavo y humillado hasta lo menos. José iba a ser rey y eso fue lo que Dios le mostró pero no le mostró el proceso que iba a pasar para llegar a ser eso.

También tenemos que entender que los tiempos de Dios son distintos a los nuestros y que no van a cumplirse nuestros sueños en un cerrar y abrir de ojos. Dios va formando nuestro carácter cómo el alfarero.

Jeremías 18-6 RVR 1960

6 “¿No podré yo hacer de vosotros como este alfarero, oh casa de Israel? dice Jehová. He aquí que como el barro en la mano del alfarero, así sois vosotros en mi mano, oh casa de Israel”

Filipenses 1:6 RVR 1960

6″ estando persuadido de esto, que el que comenzó en vosotros la buena obra, la perfeccionará hasta el día de Jesucristo;”.

Por eso que no decaiga nuestra fe y perseveremos con la ayuda de Dios. Ánimo vos podés!

Filipenses 4:13 RVR 1960

“Todo lo puedo en Cristo que me fortalece”.

Otra cosa súper importante es que te mantengas enfocado y que no pierdas el enfoque porque ahí es donde fallamos cuando quitamos los ojos de Dios.

Hebreos 12:1-2

1 Por tanto, nosotros también, teniendo en derredor nuestro tan grande nube de testigos, despojémonos de todo peso y del pecado que nos asedia, y corramos con paciencia la carrera que tenemos por delante, 2 puestos los ojos en Jesús, el autor y consumador de la fe, el cual por el gozo puesto delante de él sufrió la cruz, menospreciando el oprobio, y se sentó a la diestra del trono de Dios.

Al mantener nuestra mirada en Dios nada nos distraerá del proposito, pase lo que pase. Y como como escuchaba en una predica hace un par de semanas: “los planes de Dios no serán frustrados” pase lo que pase vas a llegar a la meta porque tú Papá Celestial está con vos y jamás va a dejarte.

Cómo a José quizás pasan años, meses no lo sabemos solo Dios lo sabe por eso tenemos que confiar en él y en lo que va a hacer en nosotros. Sé que no es fácil el proceso pero Dios lo permite con un propósito que eso nos sirva para aferrarnos más a él y no separarnos y querer tomar decisiones apresuradas o que creemos que son correctas.

Fortalecete en él, en su amor, su paz, su sabiduria. Y no te rindas. Si no tenés fuerzas búsca a Dios que es la fuente eterna. Que Dios te bendiga y te dé el aliento y la fuerza que estás necesitando. Un abrazo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s